Charla

Valoramos más lo que nos cuesta conseguir

Miedo a ligar con mujeres huila

No quiere prescindir de la excitación que produce esa mezcla de valoración, mimos y autoestima del juego erótico con él. A muchas personas, como a Laura, les encanta gustar y saberse atractivos para otros, pero su nivel de implicación emocional es bajo: lo que dura el efecto del coqueteo. Esa sensación de influencia, poder y saber hacer aumenta su autoestima y sentimiento de valía. En estos casos donde nadie acaba en la cama de nadie, el juego es seducir por seducir, por el simple placer que aporta el disfrutar de ese pícaro instante compartido sin perseguir ninguna otra meta que no sea sentirse valorados. Las nuevas tecnologías lo favorecen. Cyrano de Bergerac estaría en su salsa, porque la palabra escrita es una potente forma de acercarnos al otro al que miramos y sonreímos con un emoticono. Tenemos tiempo para pensar, imaginar y fantasear con el futuro y de equivocarnos, porque para seducir siempre necesitamos la complicidad del otro. Ante esa afirmación no hay psicólogo que se resista.

Navegación de entradas

Muchas personas experimentan una gran dificultad para encontrar pareja. El ser humano es un animal social por naturaleza, tenemos la necesidad innata de estar acompañados por otras personas y establecer vínculos sociales y afectivos. Así, aunque denial todas las personas tienen las mismas necesidades afectivas, por lo general tendemos a buscar cariño. Se trata aun cierto punto de una convención collective, y en ocasiones incluso de una solución instrumental; en este sentido, denial son raras las parejas que se forman por mera conveniencia, exista o no amor entre ellos. Muchas veces estas relaciones se basan en el miedo a la soledad, la acierto económica, o cualquier otro motivo. Así, aunque existen excepciones, la mayor parte de las personas siente la apremio de establecer una relación sentimental de pareja. Esto da lugar a que muchas veces, ante la imposibilidad de encontrar a alguien, algunas personas puedan sentirse frustradas.

¿Por qué tengo miedo a las mujeres?

Es porque seguramente esa preocupación que tienes es tan grande que finalmente se ha convertido en eso, en alarma. Existen muchas razones por las que puede aparecer en un hombre el miedo a las mujeres, entre las principales caben destacar las siguientes:. En este otro artículo te descubrimos por qué no confías en las mujeres y cómo superar esta desconfianza. Levante artículo es meramente informativo, en Psicología-Online no tenemos facultad para hacer un diagnóstico ni recomendar un tratamiento. Te invitamos a acudir a un psicólogo para que trate tu caso en particular. Compartir en:.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *